Dos potenciales candidatos a la Casa Blanca sondean voto hispano

16 de septiembre de 2014 05:00 AM

28 0

Dos potenciales candidatos a la Casa Blanca sondean voto hispano

Ambos dicen no haber decidido aún si entrarán oficialmente a competir en las elecciones presidenciales de EE.UU. en el 2016, pero sus recientes visitas a México, de manera coincidente en la misma semana aunque con agendas separadas, son interpretadas por varios analistas como los primeros pasos para sondear el voto hispano con miras a las votaciones, primero, legislativas de noviembre próximo y en las generales que serán en dos años.

El primero en llegar fue el gobernador de Nueva Jersey, el republicano Chris Christie el 3 de septiembre, y dos días después lo hizo la exsecretaria de Estado estadounidense y demócrata, Hillary Clinton.

Nunca se encontraron, participaron en eventos diferentes, pero hubo más coincidencias. Los dos se entrevistaron con el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, y elogiaron los avances positivos de su gobierno. Tuvieron un acercamiento con jóvenes y niños y en sus intervenciones y entrevistas hablaron de la posibilidad de sus candidaturas para el 2016.

Para Christie, era la primera vez que visitaba México. Fue una misión comercial de tres días para fomentar los vínculos de negocios entre su estado y el país. Pero su visita también fue considerada como parte de un esfuerzo del gobernador por impulsar sus credenciales en política exterior y por cortejar a los votantes hispanos.

Mantuvo reuniones, recepciones y discursos con funcionarios y líderes empresariales en Ciudad de México y en su tercer día visitó Puebla, el estado natal de cerca de 40% de los aproximadamente 200.000 mexicano-estadounidenses de primera y segunda generación que viven en Nueva Jersey.

Según una nota de El País, Christie evitó hablar de temas polémicos como el migratorio. “Entiendo que todo el mundo quiera empezar una campaña a la que todavía no he decidido presentarme, pero yo no pienso hacerlo. Si finalmente lo hago, entonces articularé una posición sobre este asunto”, dijo.

“Este (la reforma migratoria) es un tema muy complicado para los dos partidos. El presidente tiene la obligación de poner de acuerdo a demócratas y republicanos. Y también es la obligación de los miembros del Congreso encontrar una solución a algo que, obviamente, está funcionando mal”, señaló.

Según El País, Christie intentó ofrecer en México la imagen de un estadista preocupado por lo que sucede en el mundo. Pero, como coinciden los analistas, no es una persona global.

Necesitaría prepararse más si su contendora llegara a ser la exsenadora demócrata que también visitó México. Fue invitada por la Fundación Telmex, una de las organizaciones sociales del multimillonario mexicano Carlos Slim, para participar en un en homenaje a miles de estudiantes becados.

Durante el foro, Clinton aseguró que su experiencia como primera dama, senadora y secretaria de Estado le dan un “punto de ventaja único” que le permite conocer “aquello que hace funcionar bien a EE.UU. y aquello que no, así como lo que un presidente puede hacer y debería estar haciendo”.

“Tomaré una decisión probablemente a inicios de año sobre si contenderé de nuevo o no”, manifestó la ex primera dama en Ciudad de México.

La exsecretaria de EE.UU. compartió sus experiencias de vida y también abordó, brevemente, asuntos de la actualidad geopolítica como el papel de Rusia en la crisis ucraniana.

Clinton parece ser la candidata favorita de los demócratas, pues las encuestas la sitúan por delante de los republicanos.

Retraso en reforma El presidente de EE.UU., Barack Obama, decidió la semana pasada retrasar sus decretos migratorios, presionado por senadores demócratas que temen el efecto que las acciones ejecutivas pudieran tener en los resultados del 4 de noviembre. Los republicanos, que tienen mayoría en la Cámara de Representantes, solo necesitan seis escaños para liderar en la Cámara alta.

Fuente: eluniverso.com

A la página de categoría

Loading...